La pandemia por COVID-19 es un hecho sin precedentes a nivel mundial, obligando a modificar las actividades cotidianas en las comunidades rurales e indígenas donde Un Kilo de Ayuda enfoca sus esfuerzos operativos en seguir visitando a cada una de las comunidades que pertenecen al MIDIT, para entregar el paquete nutricional que contribuya a la disponibilidad de alimentos con alto valor nutricional en el hogar, con un enfoque especial en alimentos fortificados para los niños.

De 20,000 niños participantes al proyecto de apoyo COVID 2020, 9,889 son niñas que representan 49.4% y 10,111 son niños que representan el 50.6%.

Retos frente al covid

1. Conflictos Sociales:

Las complicaciones más importantes surgen de los conflictos sociales, donde en muchos municipios que se rigen por “usos y costumbres” se realizan bloqueos, cercos sanitarios e incluso agresiones a personal de salud que sanitiza espacios públicos, ya que se han generado información imprecisa sobre la pandemia, misma que genera desconfianza generalizada en las autoridades locales y en la población.

2. Comunicación Comunitaria:

Adicionalmente se ha desarrollado una estrategia de comunicación con mensajes clave para cuidar el desarrollo infantil temprano, iniciando con información clara y precisa cobre el COVID-19 y cómo protegernos con higiene y sana distancia, así como la promoción de la crianza sensible, identificando los canales de comunicación más eficaces, ya sea perifoneo comunitario, impresos y mensajes SMS y de WhatsApp.

¡Juntos transformamos a México desde la niñez!